• susananaranjo

Represamiento temporal del río Coca fue superado y no provocó afectaciones


El flujo del agua en el río Coca se retomó a las 18:00, del sábado 18 de julio de 2020.


El paso de agua en el río Coca, en la intersección con el río Marker, cantón El Chaco (provincia de Napo) retornó a su normalidad luego de que en la tarde de ayer sábado 18 de julio de 2020 se produjo un taponamiento momentáneo, a causa del derrumbe de un talud, como consecuencia del fenómeno natural de erosión regresiva que soporta el afluente.


Según un reporte del equipo de monitoreo permanente que se encuentra en la zona, a las 13:15 del sábado se registró un deslizamiento de aproximadamente 400 000 m3 de arena y rocas sobre el lecho del río, lo que provocó un represamiento por un período de cuatro horas. La apertura del dique natural se produjo después de las 18:00 por la margen izquierda y de forma paulatina. No se registraron daños materiales ni desgracias personales. Tampoco hubo consecuencia alguna sobre las obras de captación de agua de la central Hidroeléctrica Coca Codo Sinclair, que se ubica a 17 kilómetros aguas arriba del deslizamiento.


La Corporación Eléctrica del Ecuador (CELEC EP) tomó todas las previsiones para mantener un monitoreo permanente, en tiempo real, de la situación presentada y activó el respectivo plan de contingencia para evitar posibles afectaciones por el desfogue de las aguas, en el túnel de descarga y en Casa de Máquinas. El resultado fue que no existió afectación a esta infraestructura de la central hidroeléctrica Coca Codo Sinclair. Se cumplió con los requerimientos energéticos del Operador Nacional de Electricidad (CENACE).


El derrumbe se produjo 2 000 metros aguas abajo del sitio conocido como Arena Fina, en donde desde el pasado viernes se inició con la primera etapa de trabajos emergentes para la colocación de muros de enrocado para disminuir la fuerza del río y ralentizar el proceso de erosión regresiva conforme fue la recomendación de los estudios contratados por CELEC EP.

En ese sitio, con la maquinaria de EP Petroecuador, del Gobierno Autónomo Provincia del Napo y la empresa OCP Ecuador, se inició con la colocación de los bloques de piedra, de hasta una tonelada de peso 1.5 m de diámetro, con el objetivo de frenar la velocidad de la corriente del río.


Fuente: CELEC EP

© 2020 PETROENERGÍA Power By Noon Asesoría Comunicacional Cía. Ltda.